Blogia
Tus preguntas sobre los Santos

Santa Bárbara

Santa Bárbara Lucumí

Santa Bárbara Lucumí

Pregunta: Encontre una imagen de Santa Barbara.. o Santa Barbara Lucumi (de la religion Santera) Pero se le representa con la imagen de Nuestra Señora de Czestochowa.. esto porque? EE.UU

Respuesta 1: Muchas veces las vírgenes mártires se representan con la Virgen María: es un signo de que su pureza es a imitación de la de María, un detalle iconográfico no más, porque la devoción mariana no forma parte de la vida espiritual de ninguna de las mártires primitivas, como es Santa Bárbara. Aunque es un tema muy representado en el arte (con Catalina, Inés, Águeda entre otras), repito que no tiene bases históricas, e incluso en las leyendas en las que aparece algo así, son bastante tardías. Otra cosa son las mártires de la pureza, o santas en general, del medioveo o la época moderna, en las que sí hay una fuerte influencia de la devoción a la Virgen María como modelo a imitar en cuanto preservar la pureza. En este caso que me dices, al no ver la estampa, supongo que sea Nuestra Señora de Czestochowa simplemente debe hacer alguna alusión a Polonia, donde Santa Bárbara goza de gran devoción. Si me adjulntas la imagen, te puedo decir con más certeza.

Al recibir esta pregunta no había visto la imagen, y el "se le representa con..." lo tomé en el sentido "se le representa acompañada de..." cuando era en el sentido de "se le representa como..." He ahí la doble respuesta, primero, sin ver la imagen, haciendo cuenta que se trataba de alguna estampa de este tipo, pero, al ver la imagen que me envía en su segundo correo, comprendí que era otra cosa. Hecha la salvedad, respondo:

Respuesta 2: Pues bueno, me había hecho a la idea que era un tipo de imagen donde se vería a Santa Bárbara con la Virgen María, o sea, algo así, por eso te había dado la explicación anterior (que se mantiene vigente en cuanto a ese tipo de imágenes de vírgenes con la Virgen)

Aclarado esto: Primero, se ve que han usado la primera virgen negra que han hallado, han dicho, si es negra, es africana, por tanto, es Santa Bárbara Lucumí... Segundo, en esta imagen, "santa bárbara" no es el personaje femenino, sino que es el niño, porque es Shangó en los brazos de Obbatalá, su madre (otras versiones dicen que esta solo lo crió, pero que su madre es Yemayá). Cuando es niño, toma el nombre de Alufina Kaké. En esta religión Shangó toma forma de hombre o de mujer porque en una ocasión en que escapaba de sus enemigos, Oyá lo escondió, le puso sus ropas y se cortó su pelo para ponerselo a él. Por tanto, los enemigos pensaron que era la misma Oyá y se fueron. Las leyendas tienen su base en un rey real, que existió, fue un déspota y odiado por su pueblo y, sin embargo, las tradiciones lo convirtieron en un dios.

El proceso de sincretismo de la religion lucumí (procedente mayormente de Nigeria) con la religión católica es bastante complejo, pero se puede resumir en que fue la forma que hallaron los esclavos de mantener su religión, tomando sus dioses, la forma de los santos católicos. Se habla de imposición, que es verdad, pero se obvia a veces también que estas divinidades no tenían representación alguna en esta religión procedente de África, así que al tomar contacto con otra, aun sin imposición, es bastante comprensible que hubieran tomado las figuras iconográficas que veían. Hoy algunos abogan por representaciones más reales (que ni por asomo es el caso de la estampa) e intentan volver a los orígenes, separando los elementos católicos de los lucumíes, pero son intentos más de índole cultural y con ciertas connotaciones políticas (separarnos de la Iglesia que nos dominó, eliminar un signo de la esclavitud, etc, etc) y no tienen influencia alguna en el pueblo creyente, para el que Shangó sigue siendo Santa Bárbara macho y ya está. Las semejanzas son mínimas y todas de tipo representativo: manto rojo (que llevan diez mil mártires cristianos más, por cierto), el rayo y la tormenta. Y nada más.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

Santa Bárbara: estatus y reliquias

Santa Bárbara: estatus y reliquias

(Esta consulta se desarrolló como un diálogo, de modo que así lo reproduzco).

Comentario: Santa Bárbara siempre ha sido mi preferida de toda la corte celestial. Ella me cuida mucho y me ha hecho muchos milagros, entonces por eso le digo mi Santa Patrona. Aunque mitológica y como la quieran llamar los modernistas, ¡es mi Santa! :) Estados Unidos

Respuesta: Santa Bárbara, virgen y mártir de Nicomedia en Asia Menor, conmemorada el 4 de diciembre, no es en absoluto una santa mitológica. Es una santa real, cuya existencia histórica está fuera de toda duda, después de que la Sociedad de los Bolandistas, los más prestigiosos investigadores en hagiografía, determinaran la veracidad de su existencia a través de la antigüedad de su culto y de sus reliquias. A pesar de ello fue retirada del calendario oficial romano en 1960 junto con una serie de santos considerados de dudosa existencia histórica. Es evidente que se han cometido errores en esta gestión, en principio bienintencionada, porque hemos visto rectificaciones de la misma, como el caso de Santa Catalina mártir, retirada en 1960 y devuelta al calendario en 2005.

Comentario: Ignoraba yo toda aquella información...aun así siempre la he querido muchísimo y me da mucho gusto el saber que existan datos historicos sobre ella. Lo unico que he leido de ella es el relato que se encuentra en el libro de santos de Jacopo de Voragine. Por cierto nunca la he creído mitológica en realidad, eso lo dije con tono de burla/sarcasmo/coraje en referencia a que los modernistas quieran descanonizar o llamar mitológicos a todos los santos que puedan, sobre todo cualquier santo cuya historia sea un poco dificil de creer. Ya lograron destruir la Santa Misa.

Respuesta: Los datos históricos fehacientes sobre Santa Bárbara se encuentran en la Bibliotheca Sanctorum, obra fundamental de los Bolandistas, que por desgracia se trata de una publicación extensa y carísima, de modo que sólo unos pocos privilegiados tienen acceso a ella (ya quisiera yo ser una de ellos…). En cuanto a la Leyenda Áurea de Jacopo Della Voragine, que citas, es una obra amena y entretenida para conocer leyendas de santos, pero en modo alguno es una fuente histórica: únicamente es respetable en cuanto a antigüedad y por el rico bagaje cultural que compiló Della Voragine, pero no debe tomarse en serio más allá de esto.

Por otra parte, no sé muy bien a quién te refieres con “modernistas”, quizás hagas referencia a las nuevas corrientes surgidas tras el Concilio Vaticano II. La retirada de los santos de dudosa existencia histórica, como digo, fue bienintencionada, pero equivocada e injusta respecto a algunos santos, como por ejemplo, Santa Catalina mártir, Santa Apolonia, y desde luego, Santa Bárbara. Ninguna de las tres es “de dudosa existencia histórica”. Quien pasa el filtro de los Bolandistas, supera la última de las barreras. Con esto no digo que sean infalibles: sólo digo que no hay quien investigue más y mejor que ellos.
Por otra parte, ningún santo se descanoniza, el culto puede seguir en ámbito local o privado. Y respecto a lo de destruir la Santa Misa, creo que más podría contribuir Ramón en eso que yo, que no le veo nada malo a la misa de ahora.

Comentario: Por cierto ¿en dónde se veneran las reliquias de mi Santita?

Respuesta: Aquí he tenido que recurrir a la cortesía de mi buen amigo Antonio Barrero, experto en reliquias de santos. Él es quien me ha facilitado la lista de los lugares donde se veneran reliquias de Santa Bárbara:

Burano (Venezia): parte del cuerpo.
Rieti (Italia): sarcófago con reliquias
Mantova (Italia): presunto cráneo
Montecatini (Italia): "parte del cráneo"
Piacenza (Italia): "reliquias"
Sevilla (España): "parte del cráneo"
Pamplona (España): "reliquias"
Paternò (Catania): reliquias
Kiev (Ucrania): parte del cuerpo
Old Cairo (Egipto): reliquias
Ravello (Salerno): reliquias (creo que del cráneo)
Roma (Italia): "parte del cráneo"
Braine le Comte (Bélgica): reliquias.
Lviv (Ucrania): reliquias.
Mechelen (Bélgica): reliquias
Dignano (Croacia): pie incorrupto (en la imagen)

Con todo, Antonio me advierte que todas no son auténticas, sino que pasa lo que a otros santos: si se juntaran sus reliquias, aparecerían varios cuerpos y varias cabezas. Las más verosímiles son las de Burano, Rieti, Dignano y de Kiev.

Comentario: (viendo la fotografía del pie, que también es cortesía de Antonio Barrero) WOW, que reliquia, válgame. ¡El pie sagrado de mi santita! La verdád no pense que existieran ya reliquias suyas. Gracias. Ademas gracias por cualquiera información al respeto, te agradezco muchísimo que me ayudes a saber mas de mi santita querida.

Respuesta: De nada, es un placer ayudar. Para eso estamos aquí.

Meldelen

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

Santa Bárbara: algo de verdad y mucho de leyenda

Santa Bárbara: algo de verdad y mucho de leyenda

Pregunta: que hay de verdad en la leyenda de santa barbara? Argentina

Respuesta: Primero me gustaría aclarar una cosa: Normalmente se cree y se dice, incluso por expertos, que muchos santos han salido de leyendas no comprobadas y muy posteriores al momento en que cuentan que vivió dicho santo. Esto es cierto sólo en parte. Para que surja un escrito, legendario o no, es necesario que "algo" haya habido antes: una existencia difuminada, un culto muy anterior. Precisamente las leyendas, (de santos u otras) se escriben para dar respuesta a algo que se conoce solo a medias pero de lo que no se tiene constancia de sus orígenes o causas. Y este esquema siguen los mismos evangelios (donde hubo una experiencia, una predicación, un culto, y luego una escritura; en este orden) y las leyendas (otro ejemplo, el diluvio universal). En el caso de Bárbara: no tengo duda que hay un germen de verdad: una mártir conocida y venerada localmente, incluso es posible que sean dos, cuyas vidas se hayan fundido en una leyenda. Entendido esto (creo me expliqué bien) pasamos a la leyenda de Santa Bárbara.

Lo más antiguo escrito que se conoce de Santa Bárbara, es de San Siméon Metafraste (gran hagiógrafo de la antiguedad) que escribió su "vida" en el siglo VII, pero consciente de que ya era conocida y venerada Bárbara. Este escrito menciona algunos datos milagrosos, y aleccionador, pero se puede considerar bastante fiel a un hecho real. Otro escrito importante, pero que hace demasiadas y sospechosas incidencias en lo milagroso es un códice del siglo IX y es el que ha conformado la historia de Bárbara como la conocemos hoy día.

Hay varias versiones sobre su martirio: unas situan el hecho en el 235, mientras que otras lo hacen en el 305. Tampoco existe unanimidad en el lugar donde se produce el martirio, siendo Nicomedia (Asia Menor), y Heliópolis (de Siria o de Egipto) los sitios más probables. Otra leyenda la quiere en Hipona, Sacandriglia o incluso en Roma. Asimismo se disputan la posesión de la venerada tumba las ciudades de Piaenza, Reti, Venecia, Mantua, Padua y Babilonia. Las reliquias de la Santa, se hayan repartidas por todo el mundo, y de ser todas verdaderas, plantearían serios problemas de anatomía, por su cantidad y disparidad de tamaño. En San Juan del Hospital, Valencia se venera la columna en la que fue azotada.

La leyenda más conocida es la que dice que el siglo III una joven llamada Bárbara, hija de un tal Dióscoro, fue encerrada en una especie de torre de su casa, con todas las comodidades posibles, para alejarla del mundo y darle buenos estudios. La torre tenía dos ventanas y fue reformada por petición de la Santa, con una tercera que recordara la Santisima Trinidad. Allí vivió dedicada a la oración, en una época de persecusiones y martirios, hasta que un día el padre encontró en el baño de su hija una cruz inscrita. Indignado le denunció y la entregó al Pretor Martiniano, que al no poder convencerla de que renuncie a su fe y se case, la condena a muerte. Dioscoro cumple el mandato del Pretor, de buena gana y decapitándola personalmente. Cuando Dióscoro vuelve a casa, después de la ejecución, un rayo cae sobre él, produciendole la muerte. Hasta aquí lo más conocido y divulgado, pero hay otros detalles que se narran, según las versiones:

Juliana, una chica de la que no se conoce nada, es martirizada junto a Bárbara. Se habla de que Bárbara y Orígenes, el gran escritor cristiano, mantuvieron correspondencia. Otras leyendas narran que Bárbara fue flagelada y los azotes se convertían en plumas de pavo real (este animal le está consagrado a Santa Bárbara). Se dice de que al ser desnudada del cielo cayó un manto blanco de pureza que la cubrió. Otros van más allá y nos dicen que escupiendo a los ídolos de su padre estos cayeron destruidos... Otros, como Simón Metafastre, nos dicen que su baño quedó consagrado para siempre como una piscina milagrosa en la que los que se bañaban obtenían la curación. En fin, que según pasó el tiempo y la devoción creció, los detalles milagrosos fueron aumentando.

Existe una segunda leyenda no muy conocida y que sin embargo bien pudiera ser verdadera:
Narra que un tal Alipio, era padre de una chica llamada Bárbara a la cual enseñó secretos sobre el empleo del petróleo y del salitre, y también a preparar los fuegos artificiales (que a su vez el habría conocido por un fakir). Alipio era científico y químico y dio a su hija una educación liberal y erudita, incluso llega a decir esta leyenda que juntos descubrieron un explosivo de gran potencia. La belleza de Bárbara atraía a muchos pretendientes, pero ella prefirió ser religiosa del convento de Santa Perpetua, fundado por San Agustín en Hipona. En una noche del 430, los vándalos llegaron a la ciudad y Alipio pidió a Bárbara que abandonara el convento y le ayudara a defender la ciudad. Él murió enseguida, por una flecha, mientras que Bárbara, única persona que poseía el secreto del explosivo descubieto por ambos, continuó el combate. 14 meses consiguió detener a los vándalos gracias a los globos de fuego dirigidos certeramente hacia el enemigo que, finalmente, logró atravesar el fuego, y se precipitaron hacia el convento donde Bárbara se había refugiado junto a las demás religiosas. La santa guerrera (esta sí lo es), previendo esto había acumulado explosivos anteriormente en los sótanos del convento y cuando los invasores penetraron, los hizo estallar en una enorme explosión que mató a todos, vencedores y vencidas, logrando evitar los ultrajes de los vándalos.

La fusión de todas estas leyendas han originado los patronatos de Santa Bárbara sobre los albañiles, canteros, artilleros, bomberos, mineros... y ha extendido su devoción a todo el mundo, siendo la santa más universal hasta hoy día. Es venerada incluso (a su manera, claro) por los musulmanes.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres